Tras varios años degustando buena cerveza, me pongo a escribir sobre ella. Sin formación académica sobre esta fantástica afición, encontráreis sólo percepciones personales, puede que posiblemente equivocadas.

Entradas etiquetadas como “Catas

Cata: St Peter’s Best Bitter

IMG_2954

FICHA TÉCNICA

Nombre: St Peter’s Best Bitter

Elabora: St Peter’s Brewery

Procedencia: Bungay (Suffolk, Inglaterra, Reino Unido)

Tipo: Ale

Estilo: Best Bitter

Alc. Vol: 3,70%

IBU: desconocido

Botella: 50 cl

Fecha de la cata: 28/01/2014

Fecha consumo preferente botella: 14/08/2014

Temperatura recomendada: 7-10 ºC

Vaso: Shaker (pinta)

IMPRESIONES

Volvemos al blog inaugurando el año 2014, tras un tiempo de inactividad no deseada. Y lo hacemos catando una de las cervezas que me trajeron los Reyes Magos, que me tienen bien calado y conocen de sobra mis debilidades. Una de las que me trajeron fue ésta St Peter’s Best Bitter, una Best Bitter al estilo tradicional británico. Las Best Bitters son ales de origen británico, de muy baja graduación, muy bebibles, maltosas y con un marcado amargor, para ser enbarriladas, siendo poco habitual su embotellamiento. Ésta St Peter’s Best Bitter, se ajusta muy fielmente a los cánones tradicionales del estilo, y su bonita botella ovalada (la que utiliza St Peter’s Brewery en todas sus variedades, y que es una copia de un estilo de botella tradicional utilizado en Philadelphia a finales del s.XVIII), la hace todavía más atractiva.

La servimos en vaso Shaker (pinta), donde su aspecto es totalmente cristalino y traslúcido, de color ámbar miel cobrizo, sin sedimentos, y de burbuja mediana y bastante rápida. Su espuma es de color amarillenta beige, cremosa, abierta y algo jabonosa, de poca retención, y pegajosa en las paredes del vaso dejando abundantes restos de encaje. En nariz, su aroma es de intensidad media, destaca por una poderosa base de malta caramelizada, y el lúpulo típico británico con notas herbales y florales, con una fragancia cítrica y de pino, y también notas a frutos secos, galleta, pan y muy ligero diacetilo (algo permitido en el estilo, pero no habitual).

En boca es muy seca, de sabor muy dulce y de amargor muy pronunciado, de entrada en boca destacan inicialmente la malta caramelizada con notas a galleta y pan, para atacar a continuación con fuerza el lúpulo Goldings, herbal y floral, apreciándose también notas cítricas a naranja y limón, un toque picante que va en aumento, así como también notas a frutos secos y ligera madera. De cuerpo medio, su textura es aceitosa, untuosa y algo pegajosa. Su final es muy largo, de postgusto muy dulce y muy amargo, en el que perdura la malta caramelizada, frutos secos y galleta. De carbonatación media.

En definitiva, nos encontramos ante un ejemplo de lo que tiene que ser una Best Bitter, muy refrescante y bebible, muy amarga y también muy dulce, con una agradable presencia de la malta caramelizada, y un gran protagonismo del lúpulo británico Goldings, utilizado más para el amargor que para el sabor. Se puede hacer algo empalagosa y más por los 50 cl de su botella, pero queda compensado en parte por su agradibilidad, por ser tan bebible y refrescante, y por su baja graduación de tan sólo 3,70% ABV. Atención a los no inciados en cervezas amargas, porque más de uno va a arrugar su nariz seguro! Para maridar esta cerveza, proponemos una hamburguesa con cebolla caramelizada y chile, y si la tomamos con un postre, un bizcocho de naranja con ralladura de limón.

NOTA: 7,75

Reseña en RateBeer.com

Reseña en BeerAdvocate.com

Anuncios

4º Finde Fondo de Armario #FFdA

El pasado fin de semana del 29, 30 de Noviembre y 1 de Diciembre, se celebró la 4ª edición del Finde Fondo de Armario, un fantástico invento del compañero Blog Birraire, que sirve para que todos desempolvemos esas cervezas que permanecen en el fondo de nuestros armarios esperando a una ocasión especial para disfrutarlas.

Fiel a la tradición, tampoco hemos faltado a ésta edición del #FFdA, aunque no ha sido fácil. Desde aquí quiero reñir públicamente a Joan (Birraire) por siempre fijar los FFdA’s en un fechas tan poco favorables para mi persona… jejeje, bueno, bromas a parte, hemos hecho lo que hemos podido.

En esta 4ª edición se ha introducido una nueva variante,  mostrar como son nuestros armarios o despensas cerveceras. En mi caso, es un armario oscuro casi secreto ubicado en la cocina, perfectamente protegido y aislado de fuentes de calor, un lugar casi perfecto para que las cervezas se conserven en las mejores condiciones posibles dentro de un piso. Comparte protagonismo también con otras botellas de vino y espumosos. Como podéis ver en la foto, hay un surtido cervecero de bastantes más botellas, guardando en el fondo del armario todavía 4 Westlveteren XII que quiero añejar unos cuantos años más.

IMG_2636

De entre todas ellas, las 2 escogidas para éste 4º #FFdA, fueron la Struise Pannepot 2010 y la DouGall’s DUB.

STRUISE PANNEPOT 2010

IMG_2644

La cervecera belga Struise Brouwers vive momentos de esplendor recién cumplidos sus escasos 10 años de vida, siendo aclamada por muchos como quizá la mejor cervecera belga del momento. Mucha de esa merecida fama se la deben a su cervecera bandera, la Pannepot. Por eso he querido disfrutar en éste 4º #FFdA de la Struise Pannepot edición 2010, a la que 3 años de guarda le han sentado de maravilla para lucir todavía con mejores galas.

La Pannepot es una Belgian Dark Strong Ale, o Quadrupel, que está de pleno derecho en el olimpo del estilo, igualando o me atrevería a decir que hasta superando en muchos casos a la Rochefort 10, Chimay Grande Reserve (la azul), St Bernardus 12, Oerbier, etc, y no anda muy lejos de la mítica Westvleteren XII. Es una cerveza de 10,00% ABV excelentemente integrados, una casi obra de arte con multitud de matices maltosos y afrutados, cremosa y con una integración del alcohol excelente. Para tomar con calma, disfrutando cada trago como si fuera el último, a una temperatura superior a los 12 ºC, una de esas cervezas en mayúsculas que merecen que su degustación vaya acompañada de ese ritual especial y personal que muchos de nosotros hacemos en nuestras casas cuando vamos a tomarnos un cervezón.

En nariz, su aroma es intenso, dominada por las maltas oscuras con notas a chocolate, caramelo quemado, pasas, frutos negros, ciruelas, azúcar candy, y con un sutil aroma floral del lúpulo y con notas a uva. En boca, es seca y de sabor dulce y de amargor medio, donde percibimos lo mismo que en nariz pero notándose también matices especiados y notas destacables a uva moscatel y manzana, y el toque de levadura. Tiene un final muy largo y agradable, seco, de postgusto bastante dulce y no demasiado amargo, en el que perduran los frutos negros, caramelo y chocolate, pero especialmente la uva moscatel y manzana. De cuerpo entero, sólo tiene un leve defecto, quizá está demasiado carbonatada, igual como sucede con algunas otras cervezas del estilo.

DOUGALL’S DUB

IMG_2657

La 2ª cerveza de mi #FFdA, me la trajo el amigo Roberto (@robvibes en Twitter) de sus vacaciones estivales en Cantabria, comprada directamente en la fábrica de DouGall’s en Liérganes. La DUB no deja de ser una Raquera etiquetada exclusivamente y de edición numerada para el festival de Reggae La Concha Reggae Vibes, celebrado el pasado 10 de Agosto en La Concha de Villaescusa.

Cuantas veces hemos dicho injustamente (y yo el primero), que las Pilsner son un estilo menor. Tras mis pasadas vacaciones en Agosto en Praga y en la República Checa, jamás gozaré a decir más semejante sandez. Aún así, es difícil encontrar una buena Pilsner por estos lares, pero esta DUB me hizo teletransportarme durante unos minutos a Praga. La DUB es una Pilsner cremosa, con cuerpo, bastante lupulada, muy refrescante, equilibrada y con un sabor intenso, en la que la malta y el grano se conjugan perfectamente con el lúpulo sobretodo de perfil cítrico, pero también floral y herbal.

En nariz, su aroma es de intensidad media, dominada por la malta Pilsen y el grano, con notas intensas cítricas, herbales y florales del lúpulo. En boca es bastante seca, de sabor intenso, bastante dulce y de amargor mediana, donde también destaca con fuerza la malta, y notas cítricas a limón y algo de naranja, y un ligero toque especiado. De cuerpo medio, su textura es cremosa pero también algo terrosa. Su final es duración media y muy seco, de postgusto bastante dulce y con un bonito punto de amargor, perdurando la malta y el grano, y las notas cítricas.


Cata: Schneider Weisse Tap 5 Meine Hopfenweisse

IMG_2538

FICHA TÉCNICA

Nombre: Schneider Weisse Tap 5 Meine Hopfenweisse

Elabora: Weisses Bräuhaus G. Schneider & Sohn

Procedencia: Kellheim (Baviera, Alemania)

Tipo: Ale

Estilo: Weizenbock

Alc. Vol: 8,20%

IBU: desconocido

Botella: 50 cl

Fecha de la cata: 16/10/2013

Fecha de consumo preferente botella: 08/10/2013

Temperatura recomendada: 6-10 ºC

Vaso: Weizen

IMPRESIONES

Los amantes de la cerveza de trigo, mucho le debemos a la familia Schneider. En Alemania, hasta 1872, sólo la familia real podía elaborar cerveza de trigo, pero en ese año el monarca Ludwig II debido a gran descenso en las ventas, decidió vender la exclusiva al avispado Georg I Schneider. 141 después, la dinastía de los Schneider continúa, fabricando en Kellheim (Baviera) una excelente gama de cervezas de trigo. Una de ellas, es su Tap 5 Meine Hopfenweisse, que como reza en alemán su etiqueta es unos fuegos artificiales de lúpulo (“Ein hopfiger Feuerwerk“), un calificativo que sin duda es exagerado pero no si nos estamos referiendo a un cerveza de trigo. La Tap 5 es una Weizenbock de 8,20% ABV y de sabor muy intenso, con un alta carga de trigo malteado y lúpulo, todo un torrente de matices.

Debemos servirla en el vaso Weizen, donde su aspecto es espectacular, de color pajizo anaranjado, totalmente opaca y muy turbia, de apariencia muy densa, con gran presencia de sedimentos de levadura tanto en suspensión como en el fondo del vaso, y de burbuja fina y bastante rápida. Su espuma es de color blanquecina marfil, cremosa pero también jabonosa, de poca retención y dejando pocos restos de encaje. En nariz, su aroma es de intensidad moderada, destaca de forma evidente la levadura con notas a plátano muy maduro, clavo, vainilla y ligero chicle, notándose también la malta de trigo con notas a pan, también chocolate y pasas, ligeramente el lúpulo cítrico y herbal, notas a melocotón, y algo alcohólico.

En boca es muy seca, de sabor muy dulce con un amargor mediano y una ligera acidez, pero a diferencia de lo notado en nariz donde destacan los matices de levadura, notamos que de entrada destaca con fuerza la malta de trigo con notas a pan, ligero chocolate y pasas, el lúpulo de perfil cítrico muy refrescante con notas a limón, naranja y algo de pomelo, herbal y especiado, notas afrutadas a melocotón, y finalmente aparecen no de forma invasiva los matices habituales de la levadura Weizen. De cuerpo entero, su textura es entre áspera y aceitosa. Su final es bastante largo, de postgusto dulce y poco amargo, donde perduran las maltas de trigo y las notas a pasas, el lúpulo cítrico, y las notas a plátano de la levadura. De carbonatación media.

Sin duda alguna, estamos ante una grandísima Weizenbock, una cerveza de trigo espectacular, muy maltosa y que en boca me ha sorprendido positivamente. Muy refrescante, cítrica, muy seca y con cuerpo, con 8,20% de ABV bien integrados, a pesar de que a medida en que vamos avanzando en su degustación cada vez se notando un poco más su carácter alcohólico. Muy lupulada por lo que es habitual en el estilo, en nariz por su aroma aventuramos una cerveza en que los matices de la levadura son muy dominantes, pero en cambio en boca nos encontramos un mayor protagonismo de las maltas y el lúpulo. Perfectamente ejecutada, aunque para ponerle un pero, su textura es demasiado aceitosa. En cada trago y a medida en que va ganando temperatura, van aflorando más matices, donde el lúpulo progresivamente va perdiendo protagonismo para dar paso a matices más afrutados. A nivel personal, la considero junto con la Weihenstephaner Vitus la mejor cerveza de trigo del mercado. Como sugerencia de maridaje, os proponemos un bizcocho de chocolate con cobertura de cítricos bañado con crema de plátano y chocolate blanco.

NOTA: 9,25

Reseña en RateBeer.com


Cata: Urthel Hop-It

IMG_2517

FICHA TÉCNICA

Nombre: Urthel Hop-It

Elabora: Brouwerij De Leyerth

Procedencia: Ruiselede (Flandes, Bélgica)

Tipo: Ale

Estilo: Belgian Golden Strong Ale / Belgian IPA

Alc. Vol: 9,50%

IBU: 80

Botella: 33 cl

Fecha de la cata: 03/10/2013

Fecha de consumo preferente botella: 01/10/2015

Temperatura recomendada: 6-10 ºC

Vaso: Trapista o Tulip

IMPRESIONES

Volvemos de un largo y excesivo parón en el blog con una de mis cervezas belgas preferidas. Se trata de la Urthel Hop-It, una Golden Ale de estilo de belga (Belgian Golden Strong Ale), que se caracteriza como es habitual en el estilo por una alta graduación (9,50% ABV), el uso de azúcar candy y por los ésteres afrutados de la levadura belga, pero que se sale de lo común por una generosa lupulización, en éste caso usando lúpulos Magnum, Spalt y Saaz. La historia de la cervecera Urthel es curiosa, ya que es proyecto de una hermosa mujer flamenca llamada Hildegard van Ostanden, una ingeniera industrial que montó su propia cervecera en el año 2000. Su característico logo es un duende creado por el marido de Hildegard, que representa la leyenda de los Erthels, unos duendes menudos que habitaban en los bosques. Urthel es belga, pero elabora sus cervezas en Holanda en las instalaciones de la Brouwerij De Koningshoeven, dentro del monasterio trapista donde se la elabora la cerveza trapense La Trappe.

Podemos servirla en vaso Trapista (el que finalmente he escogido) o bien en vaso Tulip, donde su aspecto es el habitual en el estilo, de color dorado pajizo ligeramente ambarino, velada pero bastante traslúcida, sin sedimentos aparentes ni en suspensión ni el fondo del vaso, y de burbuja bastante rápida, abundante y fina. Su espuma es blanquecina nacarada, esponjosa y bastante abundante, pero de retención pobre dejando pocos restos de encaje. En nariz, su aroma es bastante intenso, en el que de entrada destaca el azúcar candy y la malta, cereal y los matices de levadura belga, detectándose también el lúpulo de carácter cítrico con notas a limón y naranja, herbal y algo especiado, y algol alcohólico.

En boca es bastante seca, de sabor muy dulce, moderadamente amargo y levemenente ácido, de entrada destaca el azúcar candy y el lúpulo de carácter cítrico con notas a limón, notas afrutadas a manzana, uva moscatel y albaricoque, toque especiado y algo herbal, matices perceptibles de levadura belga con notas a naranja y plátano, complementándose bien con las maltas. De cuerpo medio/entero, su textura es cremosa y algo aceitosa. Su final es largo y bastante seco, de postgusto dulce y de amargor moderado, en el que perduran el azúcar candy y las maltas, así como también las notas a naranja, y las afrutadas a manzana, albaricoque y uva moscatel. De carbonatación mediana, de burbuja fina, efervescente y cosquilleante.

En definitiva, estamos ante una Belgian Golden Strong Ale que nos sorprende por ser mucho más lupulada de lo habitual, algunos incluso la califican como una Belgian IPA, sin ir más lejos su creadora Hildegard van Ostanden la considera como la pionera dentro del estilo. Ésta Urthel Hop-It es una cerveza muy potente, embriagadora y calorífica, de trago corto y para degustar con la calma que se merece por sus 9,50% ABV, que fácilmente nos pueden aturdir. Equilibrada y redonda, donde su cremosidad, dulzor y equilibrio entre las maltas y el lúpulo nos deja un muy buen recuerdo gustativo por sus notas afrutadas y cítricas, a parte de una buena sequedad y amargor. Como sugerencia de maridaje, os proponemos conejo asado aromatizado al romero.

NOTA: 9,00

Reseña en RateBeer.com


Cata: De Molen Single Hop Citra

IMG_2188

FICHA TÉCNICA

Nombre: De Molen Single Hop Citra

Elabora: Brouwerij De Molen

Procedencia: Bodegraven (Holanda)

Tipo: Ale

Estilo: IPA

Alc. Vol: 4,80%

IBU: 57

Botella: 33 cl

Fecha de la cata: 18/07/2013

Fecha consumo preferente botella: 18/03/2014

Temperatura recomendada: 6-10 ºC

Vaso: Shaker (pinta)

IMPRESIONES

Valoro especialmente a De Molen ya no tan sólo por el hecho de elaborar unos cuantos cervezones (que no es poco), sino también por producir un catálogo casi infinito de cervezas (más de 100) que cumplen casi todas ellas a un buen nivel, y eso no es nada fácil. Sin duda, la cervecera holandesa del molino es una garantía de calidad a precios bastante asequibles. Hoy catamos la De Molen Single Hop Citra, una IPA monovarietal de lúpulo americano Citra, de la serie Single Hop de De Molen. Elaborada con maltas Caramel y Pale, y con lúpulo Citra para el amargor y Dry Hopping. El lúpulo americano Citra se caracteriza por ser eminentemente cítrico y tropical, y esto ya nos da muchas pistas por donde van a ir los tiros.

Al servirla en vaso Shaker (pinta), su aspecto es muy atractivo, de color dorado ligeramente anaranjado, bastante traslúcida, prácticamente sin sedimentos aparentes, y de burbuja fina y no demasiado rápida. Su espuma es bastante consistente, de color blanquecina marfil, cremosa y bastante esponjosa, dejando restos de encaje. En nariz, su aroma es bastante intenso, destacan los matices cítricos y herbales del lúpulo, con notas afrutadas tropicales a melocotón, mango, uva y manzana, y con un trasfondo de malta caramelizada.

En boca es bastante seca, de sabor dulce, mediana amargor y ligera acidez, de entrada destacan las notas afrutadas que hemos notado en nariz, notas intensas cítricas a limón, pomelo y mandarina, para aparecer a continuación con fuerza las maltas caramelo y Pale. De cuerpo medio, su textura es algo áspera. De final bastante largo y seco, su postgusto no es demasiado dulce ni amargo, perdurando las notas cítricas sobretodo a mandarina y limón, y afrutadas a melocotón y uva. De carbonatación media.

En definitiva, estamos ante una IPA muy amable y suave (tan sólo 4,8% de ABV), sencilla y no demasiado compleja, pero equilibrada y excelentemente ejecutada. Fantástica para el verano por su poder refrescante y cítrico, con un bonito amargor, sabrosa y con buenas notas afrutadas. Para que los que somos amantes del lúpulo Citra, un “must”. Personalmente, le hace seriamente la competencia a una de mis cervezas favoritas para el verano, la Dead Pony Club de BrewDog. Como sugerencia de maridaje, os proponemos una ensalada de cítricos.

NOTA: 9,25

Reseña en RateBeer.com


Cata: Schneider Weisse Tap 4 Mein Grünes

IMG_2147

FICHA TÉCNICA

Nombre: Schneider Weisse Tap 4 Mein Grünes

Elabora: Weisses Bräuhaus G. Schneider & Sohn

Procedencia: Kelheim (Baviera, Alemania)

Tipo: Ale

Estilo: Hefeweizen

Alc. Vol: 6,20%

IBU: desconocido

Botella: 50 cl

Fecha de la cata: 08/07/2013

Fecha consumo preferente botella: 08/08/2013

Temperatura recomendada: 8-12 ºC

Vaso: Weizen

IMPRESIONES

Llega el calor y con mucha fuerza, pero las cervezas de trigo siempre han sido un gran aliado para combatirla. Hoy cataremos una cerveza de trigo alemana de estilo Hefeweizen, con una 2ª fermentación en botella y que hay que servir con el poso de la levadura previamente agitado en la botella. La Tap 4 Mein Grünes la elabora la cervecera de trigo más antigua de Baviera, la Weisses Bräuhaus G. Schneider & Sohn, utilizando únicamente ingredientes orgánicos, y con un mínimo de carga del 50% de malta de trigo tal y como marca la ley alemana. La Tap 4 se caracteriza por ser una cerveza de trigo más lupulada de lo habitual en el estilo y también con una graduación alcohólica algo superior (6,20% ABV).

Al servirla en el típico vaso Weizen, su aspecto es el habitual en el estilo, de color dorado pajizo algo oscuro y anaranjado, turbia y velada, ligeramente traslúcida pero prácticamente opaca, con bastantes pero finos sedimentos de levadura en suspensión, y de burbuja gruesa y bastante rápida. Su espuma es blanquecina, esponjosa y abundante, pegajosa y deja restos de encaje, pero desaparece rápidamente. En nariz, su aroma es de intensidad alta, se combinan bien las maltas de trigo con notas a pan, con una buena fragancia lupulada cítrica, herbal y especiada, con los matices de la levadura a plátano, clavo y especialmente a chicle.

En boca es bastante seca, de sabor muy dulce, de amargor moderado y ligeramente ácida, dominada de entrada por el lúpulo noble (Hallertauer) cítrico con notas a naranja y limón, herbal, especiado y algo picante, con el trasfondo de la malta de trigo, y los característicos matices de la levadura Weizen excesivamente chicletosos, y también a plátano y clavo. De cuerpo medio/entero y textura cremosa. De final bastante largo y seco, su postgusto es dulce y no demasiado amargo, perdurando los matices de la levadura (de nuevo demasiado chicletosos) y el toque cítrico y herbal del lúpulo. De carbonatación media.

Tenía buenas referencias de las cervezas de Schneider Weisse, y la verdad es que me esperaba más de ésta cerveza. Es una buena Hefeweizen, muy refrescante e interesante por ese carácter más lupulado de lo habitual, pero los matices de la levadura son demasiado invasivos especialmente en boca y en el postgusto, y la convierten en algo empalagosa para mi gusto, con ese toque a chicle de la levadura demasiado acentuado. Como sugerencia de maridaje, proponemos un lomo a la plancha con verduritas y salsa de cítricos.

NOTA: 8,00

Reseña en RateBeer.com


Cata (especial 3º #FFdA): Belgian Style Yeti Imperial Stout

IMG_1912

FICHA TÉCNICA

Nombre: Belgian Style Yeti Imperial Stout

Elabora: Great Divide Brewing Company

Procedencia: Denver (Colorado, USA)

Tipo: Ale

Estilo: Imperial Stout

Alc.Vol: 9,50%

IBU: 75

Botella: 65 cl

Fecha de la cata: 28/05/2013

Fecha de consumo preferente botella: 01/01/2012

Temperatura recomendada: 12-15 ºC

Vaso: Snifter

IMPRESIONES

El blog Birraire organizaba su 3º #FFdA y no pudimos faltar a esta cita ineludible. ¿Qué es el #FFdA? Pues muy sencillo, las siglas FFdA significan: Finde Fondo de Armario. El Finde Fondo de Armario es una llamada del imprescindible blog Birraire a todos los blogueros cervesiáfilos, para que durante un fin de semana compartamos con todo el mundo digital aquellas cervezas que llevaban tiempo criando telarañas en nuestros armarios o bodegas, esperando a un acontecimiento especial para degustarlas y que después por el motivo que sea nunca llega. Celebramos la 3ª edición del #FFdA, y ésta es nuestra 2ª participación, ya que en su 1ª edición todavía no existíamos como blog.

El #FFdA ha sido la excusa perfecta (y bendita excusa!) para sacar de mi armario éste extraordinario cervezón que os presento: la Belgian Style Yeti Imperial Stout, de la excelente cervecera de Colorado llamada Great Divide Brewing Co. Todavía nunca había tenido el placer de degustar ninguna cerveza de Great Divide y al ver que hace unos meses decidían cerrar sus exportaciones fuera de los Estados Unidos, pensé que me quedaría con la ganas para siempre. Siempre dicen que hay una 2ª oportunidad para todo, y cuando vi en las estanterías de 2d2dspuma ésta botella, fué un amor a primera vista y me lancé a por ella, a pesar de que ya estuviera unos cuantos meses fuera de su fecha de consumo preferente.

Great Divide es una cervecera de Colorado que nació a finales de los 80 y a día de hoy ya cuenta con 45 empleados, y que está mundialmente reconocida como una de las mejores cerveceras artesanas del planeta. Su Belgian Style Yeti Imperial Stout es una Imperial Stout con levadura belga, imprescindible para los amantes de los petróleos, muy sabrosa, con un equilibrio espectacular, una gran textura sedosa y con el alcohol excelentemente integrado. Os preguntaréis, ¿y por qué es una cerveza de fondo de armario? Pues básicamente por los 65 cl de su botella me daba algo de respeto tomármela yo solo dados sus 9,50% ABV, y porque también estaba esperando una tarde perfecta en que tuviera en casa la suficiente tranquilidad e intimidad para disfrutarla como se merece. Porque tomarse un cervezón así requiere su liturgia, como si de un ritual se tratara.

Servimos la Belgian Style Yeti Imperial Stout en un vaso Snifter, el ideal para destacar todas las cualidades organolépticas de éste estilo de cerveza. Su aspecto es extraordinario, de color prácticamente negro, totalmente opaca y de burbuja prácticamente inexistente (el único defecto perceptible en esta cerveza al estar pasada de fecha casi 7 meses). Su espuma es abundante al servirla y de mediana retención, entre cremosa y jabonosa, de color marronoso muy claro (color café con leche), y que perdura hasta el final con una fina capa cercana a las paredes del vaso. En nariz, su aroma es de intensidad alta, destaca la malta torrefacta y chocolate, con notas a café, caramelo quemado, toffee, aceitunas negras, regaliz, frutos negros, vainilla, tierra y algo de resina.

En boca es bastante seca, de sabor algo dulce y de mediano amargor, con mucho poder de las maltas torrefactas notando lo mismo que hemos percibido en nariz, aflorando notas más intensas a vainilla, aceitunas negras, algo de madera, y matices especiados y a levadura belga. De cuerpo entero, su textura es sedosa. De final largo y bastante seco, de postgusto bastante dulce y algo amargo, donde perduran las maltas torrefactas y chocolate, notas a caramelo, toffee, vainilla y ligera madera. De carbonatación muy baja, prácticamente inapreciable, seguramente debido a que esta botella ya estaba 7 meses fuera de fecha.

En definitiva, he disfrutado este cervezón como hacía tiempo que no lo hacía con una cerveza. Sensaciones rozando a la perfección, y que nos demuestran que una cerveza fuera de fecha no quiere decir que esté ni caducada (la cerveza no caduca!!!) ni que sea mala en absoluto. A pesar de que pensaba de que los 65 cl de ésta botella se podían hacer algo monótonos y contundentes para tomármela yo solo, pero para nada he tenido esa sensación. Ideal para disfrutarla a una temperatura nada fría, entre los 12 y 15 ºC descubriremos todos sus matices de ésta cerveza tan disfrutable y que hay tomar en calma, sin prisas y en un ambiente lo más relajado posible. Como sugerencia de maridaje, proponemos cualquier estofado de carne de caza o con un postre como por ejemplo un tarta Sacher.

Joan (@birraire), queremos ya la 4ª edición del #FFdA, para tener la excusa perfecta de desempolvar otros excelentes cervezones de nuestros armarios!!! ¿Para cuando?

NOTA: 9,75

Reseña en RateBeer.com


Cata: Libertine Black Ale

IMG_1841

FICHA TÉCNICA

Nombre: Libertine Black Ale

Elabora: BrewDog

Procedencia: Aberdeen (Escocia)

Tipo: Ale

Estilo: Black IPA

Alc. Vol: 7,20%

IBU: 65

Botella: 33 cl

Fecha de la cata: 24/04/2013

Fecha consumo preferente botella: 01/02/2014

Temperatura recomendada: 8-10 ºC

Vaso: Shaker (pinta)

IMPRESIONES

Las Black IPA están en un clarísimo auge, aunque muchos puristas (no faltos de razón) se nieguen a catalogarlo como un estilo dentro de la familia de las Ales. Polémicas a parte, hacen las delicias a los que somos tanto amantes del lúpulo como de los petróleos. La rompedora cervecera escocesa BrewDog nos ofrece ésta Libertine Black Ale, una Black IPA monovarietal de lúpulo Simcoe que por momentos nos puede recordar una Stout muy lupulada. Sin duda, una muy buena cerveza ideal para quien quiera adentrarse en el mundo de las Black IPA.

Al servirla en vaso Shaker (pinta), su aspecto es fantástico, de color marrón muy oscuro casi negro con matices rubí, prácticamente opaca, y de burbuja fina y bastante rápida. Su espuma es de color beige marronoso (color café con leche), cremosa y ligeramente jabonosa, abundante y con una buena retención, pegajosa y dejando restos de encaje. En nariz, su aroma es de intensidad alta, dominado inicialmente por el lúpulo herbal y resinoso con notas a regaliz, afrutado a melocotón y mango, cítrico a pomelo, para aparecer en un 2º plano el aroma maltoso con matices a torrefactos y chocolate, notándose también el alcohol.

En boca es muy seca, de sabor no demasiado dulce y moderadamente amargo, y a diferencia de lo percibido en nariz, tiene más protagonismo la base de malta torrefacta y caramelizada, apareciendo notas a chocolate, frutos negros, regaliz, caramelo, madera, toffee, en buen equilibrio con el lúpulo bastante resinoso y herbal, con notas cítricas a naranja y pomelo, y afrutadas a melocotón, notándose también ligeramente el alcohol. De cuerpo medio/entero, su textura es terrosa y también untuosa. De final muy largo y seco, de postgusto bastante dulce y amargo, en el que perduran el regaliz, toffee, resina y cítricos. Nos deja el paladar suave, pero algo untuoso y pastoso. De carbonatación media.

En conclusión, la Libertine Black Ale es una muy buena Black IPA, muy sabrosa, bastante equilibrada y refrescante, a pesar de que también sea quizá algo licorosa, le falte una mejor integración del alcohol, y que la malta y el lúpulo se complementen algo mejor. Pero sin duda lo mejor de ésta cerveza son las sensaciones parecidas a la de una Stout y un gran postgusto dominado por la regaliz. Como sugerencia de maridaje, proponemos una tapa de quesos al romero o de oveja curados.

NOTA: 9,00

Reseña en RateBeer.com

Reseña en BeerAdvocate.com


Cata: Boont Amber Ale

IMG_1843

FICHA TÉCNICA

Nombre: Boont Amber Ale

Elabora: Anderson Valley Brewing Company

Procedencia: Boonville (California, USA)

Tipo: Ale

Estilo: Amber Ale

Alc. Vol: 5,80%

IBU: 16

Lata: 35,5 cl

Fecha de la cata: 26/04/2013

Fecha consumo preferente lata: no indicada

Temperatura recomendada: 7-10 ºC

Vaso: Shaker (pinta)

IMPRESIONES

Por 1ª vez me disponía a probar una de las nuevas tendencias en la cervesa artesana americana, la introducción de las latas como envase. La lata siempre ha tenido muy mala fama, ya que se asocia con cerveza industrial de mala calidad y con la costumbre de beber a morro. Prejuicios a parte, como pros parece que la lata ofrece una mejor conservación de la cerveza evitando que el lúpulo se dañe por una total protección de la luz exterior, pero también como contra puede presentar dudas ya que puede llegar a conferir a la cerveza algún sabor metálico, aunque eso también depende de la calidad de la lata. Sin duda, una opción a considerar y que es una oportunidad de marketing para nuevos y atractivos diseños de envases. Nos disponemos a catar la Boont Amber Ale, una Amber Ale de la cervecera californiana Anderson Valley, de la que ya habíamos catado su Hop Ottin’ IPA y la Barney Flats Oatmeal Stout.

Al servirla en vaso Shaker (pinta), su aspecto es traslúcido pero ligeramente velado, de color ámbar entre aranjado y rojizo, y de burbuja gruesa y bastante rápida. Su espuma es bastante abundante pero desaparece con rapidez, entre cremosa y jabonosa, de color beige amarillento, y que deja restos de encaje quedándose bien pegada a las paredes del vaso. En nariz, su aroma es de intensidad media, dominado por la malta caramelizada con matices a miel, nueces, pasas, fruta muy madura e higos, para aparecer posteriormente matices herbales a paja, florales y ligeramente resinosos del lúpulo.

En boca es bastante seca, de sabor muy dulce y bastante amargo, donde se combinan bien el lúpulo con intensas notas cítricas a limón y naranja, florales, resinosas y a paja, con el dulzor de la malta con notas a miel, nueces, pasas, y un ligero gusto metálico tal vez debido a la lata. De cuerpo medio, su textura es sedosa pero algo aceitosa. Su final es largo, de postgusto dulce y bastante amargo, perdurando los cítricos dejándonos una sensación refrescante, la malta con matices a miel y nueces, y paja. Nos deja el paladar bastante aceitoso y untuoso. De carbonatación baja.

La Boont Amber Ale es una buena y correcta cerveza, pero como con todas las Anderson Valley que he probado, les falta algo para llegar a la excelencia. A pesar de que lleva una buena carga de lúpulo, me la esperaba mucho más lupulada, para evitar que se haga tan empalagosa mejoraría un poco ésta cerveza una mayor sequedad, amargor y una textura menos aceitosa. La lata es de muy poco grosor, muy endeble y tampoco de demasiada calidad, confiriendo a la cerveza un leve gusto metálico. Como sugerencia de maridaje, proponemos unos sushi nigiri de salmón o unos nachos con queso cheddar.

NOTA: 8,25

Reseña en RateBeer.com


Cata: Fort Motueka Single Hop

IMG_1806

FICHA TÉCNICA

Nombre: Motueka Single Hop

Elabora: Cervezas Fort

Procedencia: L’Hospitalet de Llobregat (Barcelona)

Tipo: Ale

Estilo: American Pale Ale

Alc. Vol: 5,40%

IBU: 40

Botella: 33 cl

Fecha de la cata: 11/04/2013

Fecha consumo preferente botella: 19/02/2014

Temperatura recomendada: 7-10 ºC

Vaso: Shaker (pinta)

IMPRESIONES

Ahora que empieza a hacer ya un poco de calor, llega el momento de las cervezas más ligeras y refrescantes. Y ésta Fort Motueka Single Hop es una gran opción, una American Pale Ale monovarietal de lúpulo neozelandés Motueka. En la 2ª ciudad de Cataluña, L’Hospitalet de Llobregat, y compartiendo edificio con la micro más antigua del estado (Llúpols i Llevats que elabora desde 2005 la cerveza Glops), se ubican desde 2012 las nuevas instalaciones de Cervezas Fort. El proyecto cervecero de Gabriel Fort, que nació con el fin de hacer una cerveza propia para su local la Cervecería El Vaso de Oro del barrio barcelonés de La Barceloneta, en tan sólo 2 años ha crecido a pasos agigantados para consolidarse como una de las nuevas micros catalanas de éxito y de mayor producción.

Al servirla en vaso Shaker (pinta), su aspecto es muy turbio, poco traslúcido y prácticamente opaco, de color ámbar pajizo oscuro tirando hacia tonalidades marrón claro, con bastantes sedimentos en suspensión, y de burbuja pequeña y rápida. Su espuma es bastante cremosa y de color marfil, no demasiado abundante y prácticamente no deja restos de encaje. En nariz, su aroma es bastante intenso, en el que comparten protagonismo el lúpulo con matices cítricos, florales, herbales (menta), fruta tropical, resinosas a pino, con las maltas tostadas y caramelo.

En boca es bastante seca, de sabor bastante dulce, moderadamente amargo y ligeramente ácido, en cada trago predominan inicialmente notas intensas cítricas a naranja, limón y pomelo, ligeramente herbales a menta, resinosas, afrutadas a manzana ácida y uva, para aparecer a continuación las maltas tostadas y caramelo, con ligeras notas a a miel, chocolate y vainilla. De cuerpo ligero/medio, su textura es sedosa pero ligeramente aceitosa. Con un final de duración media, bastante seco, su postgusto es ligeramente amargo y dulce, muy cítrico, perdurando la menta, resina, las maltas tostadas y caramelizadas, manzana y uva. De carbonatación baja.

Sin duda, una gran cerveza de Fort, la mejor cerveza que haya probado de ellos hasta el momento. Ésta, su 2ª edición de la Motueka Single Hop, es una APA bien equilibrada, sabrosa, muy cítrica, con un fantástico amargor, muy refrecante, ligera y con tan sólo 5,4% ABV. Ideal para cuando el calor empieza a apretar, para beber en generosas cantidades. Se posiciona bien entre las mejores American Pale Ale nacionales. Como sugerencia de maridaje, lo puede hacer muy bien con muchos platos, pero proponemos como ejemplos platos ligeros y refrescantes: de 1º plato una ensalada de cítricos, de 2º plato pollo a la plancha al limón, y de postre una macedonia de frutas.

NOTA: 9,00

Reseña en RateBeer.com